Otra vez...

Otra vez he dejado que las letras sigan el camino de la locura que se enajenó conmigo...

Otra vez permito que las actividades ocupen la mayoría del tiempo que no tengo con la única finalidad de que mi Tezcatlipoca Negro deje de trabajar tan arduamente como lo hizo durante algunos días...

Otra vez inicio con el vicio de siempre...

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿De nuevo yo?

Cumplir un año más...

Parece mentira